"La implantación total de la HCE no culminará nunca"- II

Como respuesta a este “Anónimo” compañero, al que agradezco no solo la visita si no el conocimiento que de mi persona manifiesta, ya que sabe que no es una cuestión de valor si no de competitividad. A un servidor no le gusta perder ni al parchis.

“La implantación total de la HCE no culminará nunca”-I

A lo que “Anónimo” respondió:

“es imposible que el médico pueda realizar un buen seguimiento de sus pacientes sin ayuda de las tecnologías de la información, más aún en el caso de los enfermos crónicos, que suelen tomar muchos medicamentos”. En este sentido, destacó que “el buen uso de las herramientas de comunicación disminuiría el sufrimiento de este colectivo, ahorraría costes y daría mucha autoestima al profesional”. En cuanto a la gestión, el experto apuntó que “los profesionales sanitarios ostentan la responsabilidad social de manejar los recursos disponibles de la manera más eficiente posible, y esto no puede llevarse a cabo con juicio y calidad sin estas herramientas”. Firmado: ¿?

Como respuesta el “Autor” le respondió:

Hagamos una breve lista de lo mencionado:
Ha citado un manojo de problemas relacionados con los estándares,
-la normalización,
-la integración,
-identificación única del paciente,
-actualización de los datos,
-seguridad,
-creación de repositorio o índice de la información,
-gestión multimedia,
-invocación de aplicaciones,
-gestión de anotaciones subjetivas,
-cambios organizativos
-y unos interminables puntos suspensivos.

17 soluciones diferentes y dificilmente compatibles a 10 problemas comunes.
A esto se le llama herramienta-s, ¡ninguna buena!, porque en el pecado llevan la penitencia, el mal diseño, ya que los problemas siguen sin solucionarse, como lo reconoce el experto.

¿Quién es el cliente de la HCE?
¿Quién es el usuario de la HCE?
¿En que se basa el éxito de Google o windows?

Las propias limitaciones del diseño de la herramienta, conduce a una progresiva infrautilización de sus posibilidades, por dificultosas, de tal manera que el usuario se limitará a utilizar lo que realmente le aporta un apoyo.
De la misma manera que en el mercado de la informática hay un movimiento evolutivo de adaptación y facilitación del recurso y quién no lo hace desaparece…….
Mi propio recurso es mucho mas eficiente para mi trabajo que la herramienta que me obliga a utilizar mi empresa.

Y “Anónimo” volvió a responder:

Me parece que conoces bien al autor y que el miedo, la vergüenza ajena o el compañerismo mal entendido te ha paralizado la mente.

Y añado: Si la herramienta no se adapta a las necesidades del usuario y si además no cuenta con el apoyo de los clientes, ¡desaparecerá!. Solo es cuestión de tiempo

A proposito del apoyo que la herramienta necesita de los clientes voy a narrar lo que aconteció hace una semana.
Acude un paciente joven y al repasar su historia obsevo un “episodio” además de indiscreto, basado en un error diagnostico y de codificación. No me preocupo de buscar al autor, simplemente informo al paciente del hecho, lo que confirma como error sumamente indiscreto y molesto por lo que me solicita que lo borre.
Respuesta: ¡No puedo!
Deberás solicitar su borrado, en administración te dirán lo que debes hacer.
El administrativo llama por teléfono y me solicita que le diga que “episodio” es.
Respuesta: ¡A ti te lo voy a decir, corazón!!
Administrativo: Me pondré en contacto con el CAU.
Al día siguiente el administrativo me informa que el CAU confirma la imposibilidad del borrado, si acaso puedo renombrarlo sobreescribiendo “ERROR”.
Respuesta:¡Va ser que no!
Sopesando posteriormente la alternativa, concluí, en base a las responsabilidades en las que puedo incurrir, que mi decisión fue y es la correcta.
Queda por informar al paciente-ciudadano de los pasos que debe de seguir para conseguir su imposible borrado, el máximo que le pueden ofrecer es un “encriptado” de su erróneo y vergonzante “episodio”, pero hay que decírselo.
Un sevidor: ¡Va ser que no!
Y este problema no está entre los mencionados.


Creative Commons License

Esta obra está bajo una
licencia de Creative Commons.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Historia Clinica Informatizada. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a "La implantación total de la HCE no culminará nunca"- II

  1. Dr. Bonis dijo:

    > Y añado: Si la herramienta no se adapta a las necesidades del usuario y si además no cuenta con el apoyo de los clientes, ¡desaparecerá!. Solo es cuestión de tiempoLa cuestión es a quién le resuelve los problemas la herramienta. A quién se las resuelve depende exclusivamente de quien plantea las preguntas a resolver.Por ahora han sido los gerentes los que han planteado sus preguntas. Échale un ojo a < HREF="http://gofiococido.blogspot.com/2008/06/tecnologas-de-la-informacin-responden.html” REL=”nofollow”>este video de mi presentación donde lo explico.Por cierto, los VIP no tienen esos problemas porque sus historias clínicas (por ejemplo las de la familia real) no están informatizadas.

  2. Dr F dijo:

    La HCE es el unicornio: existirá, pero no será como la soñamos, sino un gordo y pesado rinoceronte negro, que veremos como integramos en todos los estamentos y especialidades, porque si no está integrada no sirve de nada. Y si no lo está la tarjeta sanitaria, imagino lo que puede ser acordar un estándar. El formato DICOM requirió multitud de encuentros y años, pero como había pasta detrás, se llegó a él. Si alguien es capaz de trasaldar a los políticos el tremendo ahorro que significaría si estuviese bien formulada… Un saludo desde Una de Medicos, desde la nueva ubicación.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s